Datos personales

Mi foto
Terapia Emocional, regresión, técnicas chamanicas, reiki usui, tratamiento con gemoterapia, aroma terapia, magia con velas, rituales y tarot. Si estáis interesados en realizar alguna consulta o cursos mandar un correo con vuestro teléfono o correo electrónico y yo me pondré en contacto con vosotros.

lunes, 6 de junio de 2016

LA MEDICINA ANIMAL "carta para la 23 semana del 2016"

expr:id='"post-body-" + data:post.id' expr:itemprop='(data:blog.metaDescription ? "" : "description ") + "articleBody"'>
18

EL LINCE

Los Secretos


Lince…

Conoces los secretos,

La hora de los Sueños y la magia,

Pero tu nunca cuentas nada.

Ojalá yo pueda contener mi lengua,

Y sea bueno observando

Cómo lo hace una esfinge

Poderosa y callada.

Esa es tu gran medicina,

La medicina del poderoso Lince.

Se dice que si quieres descubrir un secreto, debes pedir la medicina del lince.
Lamentablemente es difícil hacer hablar al límite. Enfrentarte con la medicina poderosa del lince significa que no conoces algo sobre ti o sobre los demás.
El Lince custodia los secretos de los sistemas mágicos perdidos y el conocimiento oculto. Tiene la capacidad de moverse a través del tiempo y el espacio y de entrar en el gran silencio para desentrañar cualquier misterio. No es el guardián de los secretos, si no el conocedor de los secretos.
El problema consiste en conseguir que el Lince te instruya. Preferirá están fuera cazando pájaros en vez de correr en círculos a tu alrededor. La medicina del lince es un tipo muy específico de clarividencia. Si esta medicina tiene fuerza en ti, verás imágenes mentales de otra gente y de las cosas concretas que se ocultan a si mismo o a otros. Ver a sus miedos, sus mentiras y su autoengaño. También sabrás dónde han escondido el tesoro, si lo hay. Nunca hablas de estas revelaciones, simplemente lo sabes.
La única manera en que puedes persuadir a alguien que tiene la medicina del lince para que te den una información sobre ti mismo ( en caso de que hayas olvidado dónde escondiste el tesoro) es respetar las prácticas de su tradición. Si vas a un gitano que tenga la medicina del lince, debes mostrarle tu respeto pagándole con dinero tras la lectura. Si vas a un chamán,  esté te pondrá las manos en el torso y usara  otros métodos tradicionales para ayudarte. Deberías entregarle una manta o tabaco cómo intercambio por la medicina que te ha hecho. A esta máxima se la conoce como la ley de la gente me dice, y las practican los indios americanos, los gitanos, los sufis y las culturas egipcias entre otros.
Sí ha salido la carta del lince, puedes estar seguro de que los secretos están circulando. Si esta es tu medicina personal, deberás escuchar a tu Yo Superior. Permanece en silencio y presta atención a las revelaciones que recibe en forma de imágenes mentales o a través de una voz aguda y cantarina en tu oído interno. Quizás recibas información en forma de presagio. Puedes estar seguro de que la madre tierra te está haciendo señales de alguna manera.
Sí el lince está en tu puerta, escucha. El hermano Liam se puede enseñarte tu poder personal y aquello que has olvidado a cerca de ti. El lince puede guiarte hacia tesoros perdidos y conectarte con las hermandades, masculinas o femeninas, olvidadas. Alguna gente de medicina cree que la Esfinge del antiguo Egipto no era un león sino un lince. Este me dice no dice nada. Con una sonrisa enigmática, el gran gato contempla las arenas de la eternidad.

Invertida:

Sí el Lince se ha aparecido en la posición invertida, es el momento de cerrar la boca. Te ha ido te has ido de la lengua con tus chismorreos y ha revelado un secreto.¿ estás traicionando una confianza sagrada, o has quebrantado una promesa que le hiciste a un amigo? Si no, quizás te hayas hecho una jugarreta a ti mismo soltándole tu última idea al amigo de un competidor.
Vigila tu lengua tías abstente de propagar rumores o de hablar de tus últimas conquistas amorosas. Comprueba si tu estado actual eres capaz de escuchar y de interesarte genuinamente por lo que te cuentan otras personas o por tus ideas tus ideas punto en este plano el lince está diciendo te que te hagas digno de confianza. Entonces tendrás acceso a los secretos.
Antes de empezar a charlar sin ton ni son deberías asegurarte de tener el cerebro en marcha, de lo contrario meterás la pata en más de una ocasión. Este es el Síndrome de “ lo sé todo”.
Está bien, si quieres hablar también puedes cogerte las orejas punto al fin y al cabo, hablar no deja espacio para escuchar ni para aprender. 
El Lince es un maestro duro, y si te has ido de la lengua, prepárate para las consecuencias. Conviértete en el lince y sonríe como La Mona Lisa. Solo tú sabrás que es lo que te hace sonreír. El gato no tendrá tu lengua (la tendrás tú) así como el poder de controlarla.
Josan El Alquimista

No hay comentarios:

Publicar un comentario